el dropshipping como modelo de negocio

Qué es el dropshipping como modelo de negocio

Estamos ante una variante del comercio electrónico en la que el servicio de logística no depende directamente del vendedor, sino del mayorista que proporciona los productos. El dropshipping se ha convertido así en un nuevo modelo de negocio en el que las tiendas online no necesitan disponer de un stock físico de artículos. Esta circunstancia facilita mucho la labor de la venta online.

Los emprendedores y el dropshipping

Si llevas dándole vueltas a una idea de negocio online, pero te frena la inversión necesaria en productos para empezar no te preocupes. El dropshipping se está convirtiendo en una gran opción de comercio online para los emprendedores como tú.

En este tipo de tienda online tú eres un simple intermediario que vende los productos de una tercera persona. Esto significa que no necesitas de un gran almacén lleno de artículos en stock. En el momento, que un cliente realiza una compra el servicio de entrega es llevado a cabo por el mayorista y no directamente por ti.

Por lo tanto, los costes de dichos productos reside en una comisión sobre el precio del fabricante.

Cómo crear un servicio de dropshipping

Estos son los pasos más recomendables a seguir para montar una tienda online basada en el método del dropshipping:

  1. Escoge un nicho de mercado que no esté muy saturado. Si tienes mucha competencia a tu alrededor tendrás que dedicar demasiados esfuerzos para marcar la diferencia. Ten en cuenta que tú empiezas de cero y ellos no. Has de procurar ante todo que tu negocio sea rentable desde el principio.
  2. Busca un servicio que no esté cubierto y que te posicione rápidamente bien dentro del mercado. Utiliza tu página web y las redes sociales para atraer a tu público objetivo y generar así más tráfico.
  3. Ten en cuenta la importancia del precio final de tus productos. El mayorista te pondrá un precio a los artículos que desees poner a la venta, incluida la comisión. Por este motivo, es realmente fundamental calcular bien a qué precio los tienes que vender tú para lograr ganancias reales.
  4. La negociación con el proveedor es clave para lograr cumplir el punto anterior. Investiga el sector en el que te vas a mover para pulsar cómo está el mercado. Como minorista no puedes permitirte unos precios muy elevados que alejen a tus consumidores hacia otra tienda online.
  5. Los plazos de entrega es otro aspecto que tienes que negociar de manera muy taxativa. Tus clientes no querrán estar mucho tiempo esperando a que les llegue el producto que han comprado. Mira bien cuál es el mayorista que mejores condiciones te ofrece en este sentido e investiga la experiencia de otros minoristas como tú.

Ventajas del dropshipping como modelo de negocio

Esta nueva forma de ecommerce supone una serie de beneficios a tener en cuenta si se quiere emprender online. Los más destacados son:

  • El riesgo financiero es menor. La inversión se limita a el desarrollo de la página web y el desarrollo de una buena estrategia de marketing digital que empuje a tu negocio.
  • Tu principal trabajo será vender. No tienes porque preocuparte de estar pendiente de los envíos ni seguimientos de los productos. Tendrás más tiempo así para cuidar de tus clientes y ofrecerles aquello que realmente valoran.
  • Podrás crear un catálogo de artículos personalizado y original. Eligiendo aquellos que mejor te sitúan por encima de tu competencia más directa. Y todo ello sin necesidad de disponer de dichos productos de una forma física.

Lo cierto es que el dropshipping es la mejor elección para aquellas personas que deseen iniciarse en el apasionante mundo del comercio electrónico.

Comparte con tus amigos










Enviar
Equipo Nivel de Calidad
info@nelyrodriguez.com
No Comments

Post A Comment